Apps,  Consejos

¿Cómo administrar mi dinero? Consejos + apps

Sobrevivir la quincena o la mensualidad es todo un reto, pero no es imposible. Aunque parezca asombroso, actualmente creo que tengo mayor estabilidad económica que hace unos meses cuando mi sueldo era SUPERIOR. Sí, ahora tengo menores ingresos, pero mayor estabilidad gracias a varios consejos que les daré en este post. “¿Cómo administrar mi dinero sin perder la cabeza?” no será más una búsqueda innecesaria en Google porque ahora si sabrás cómo organizarte correctamente.

¿Comenzamos?

El tiempo y el dinero como una relación feliz

Para comenzar, debes entender que el dinero no es en realidad el bien más importante en la vida, sino el tiempo. Lo que yo entendí a estas alturas y que quiero que tú también comprendas, es que tanto el tiempo, como el dinero son necesarios. Ambos factores deben tener una relación armoniosa que te permita justamente ser feliz. 

No creo en ese cuento de que “el dinero no compra la felicidad”, y no por ser consumista. Sólo creo que efectivamente el dinero sí puede hacerte feliz, mientras lo uses con inteligencia. Por esa razón, insisto en que aprendas a valorarlo sin obsesionarte y que valores más el tiempo que inviertes en tener este material. 

Entonces, yendo a la acción ¿sabes cómo organizarte bien con el dinero? probablemente no, y no estás para nada mal, porque hasta yo he caído en eso.

No eres un ser perfecto, y yo tampoco. Hasta ahora cometo algunos errores y hasta hace nada tuve un gasto repentino que estaba fuera del alcance del bolsillo, pero que gracias a un apoyo confiable y una buena planificación, pude cubrirlo y no lamentarme por ello.

¿Cómo administrar mi dinero en la quincena o el mes?

No importa si tu ingreso es mensual o quincenal, estos trucos podrán servirte a largo plazo para evitar quedar en la quiebra antes de tiempo:

  • SIEMPRE dale prioridad a tus servicios esenciales: alquiler, agua, luz, teléfono, etc. Es algo bastante obvio, pero que jamás puedes olvidar.
  • Para los pagos de servicios, divídelos como te sea más apropiado. Si cobras quincenal, lo ideal sería dividir el pago en 2 partes para que a final del mes o cuando te corresponda pagar, no lo hagas de golpe y termines ajustado.
  • Algunos servicios como agua y luz podrían parecer “demasiado caros”, pero el verdadero problema es el consumo. Por más cliché que sea, trata de poco a poco mentalizarte en ahorrar luz y agua. Comienza con cerrar el caño cuando te cepilles o mientras te enjabonas al bañar. Verás que con esos detalles, se hará una gran diferencia.
  • Por más “ocupado” que estés, jamás excedas tus gastos en alimentos o bebidas innecesarias. Ya sé que el café diario en Starbucks parece necesario, pero en el fondo no lo es si dedicas a ahorrarlo en comprar un kilo de café molido y preparar tu café temprano en la mañana. No te tomará más de 5 minutos si lo haces bien.
  • Planifica los gastos acorde a tus ingresos EXACTOS. Jamás planifiques a la suerte, es decir, no confíes en posibles ingresos a futuro y que por eso podrás comprar ese bolso de Chanel.
  • Y el más útil de todos: EVITA LOS IMPULSOS AL COMPRAR.

Hay miles de consejos más, pero esos me parecieron los más importantes, así que tómalos en cuenta.

Tu mejor amigo: Money Manager

Hay miles de apps que sirven para administrar tu dinero, y puedes usar la que prefieras. Por mi lado, te recomiendo totalmente Money Manager y no porque esté haciéndole sponsor, sino por su sencillez. Me parece eficaz para organizar todos tus gastos acorde a tus ingresos de una forma rápida y fácil.

Con Money Manager podrás clasificar todo tus ingresos y gastos de una forma muy atractiva. Viene con una calculadora integrada que automáticamente te va deduciendo el equilibrio de tus ahorros mientras vas gastando.

Solo recuerda mantenerla actualizada constantemente y ¡listo! podrás mantener al día todo tu dinero sin tener dolores de cabeza innecesarios.

Si eres freelancer, no dejes de lado paypal

Actualmente Paypal ha sido un tormento y un amigo para el freelancer. Para comenzar, es el método de pago más fácil y rápido a la hora de cobrar por tus servicios a personas o empresas en el extranjero, peeeeero…los fees o recargos que suele tener Paypal con cuentas bancarias son inmensos.

Por darles un ejemplo, en Interbank Perú, te cobran un mínimo de $17 para poder retirar fondos con paypal, o el 1.5% del fondo. Parece poco, sí, pero dado que el mínimo es $17, las tienes de perder a menos que cobres más de $500. Por lo que es una opción poco rentable para muchos.

Pero por eso te puedo asegurar que la mejor manera de aprovecharlo es utilizarlo sabiamente realizando compras online eficaces.

Te recuerdo que hay miles de cosas en Internet que terminan siendo más baratas que comprarlas en una tienda por tu cosa. Yo accedí a pagar con paypal algunos productos en ebay y me ha ido fenomenal, porque de esa forma mis ingresos netos en cuentas bancarias quedan intocables y me dedico a darme mis gustos de compras igual, solo que a la distancia.

En conclusión, es más sabio usar Paypal para comprar que para retirar los fondos, a menos que tengas un ingreso mínimo de $1000.

¡Ah! No olvides que en tiendas online siempre tienen descuentos y códigos especiales que puedes aprovechar para pagar aún menos y obtener más a cambio.

Piensa más en lo que realmente necesitas, y no tanto en lo que “quieres”

Otro grave error que perjudica la administración de nuestro dinero, es caer de inmediato en compras impulsivas porque es algo que “queremos”, pero en el fondo no necesitamos.

Los memes de este asunto son divertidos porque de hecho, no están alejados de la realidad. Yo misma he caído más de una vez en esto, pero por eso actualmente lo evito y pienso muy bien antes de comprar.

Para eso, nada mejor que siempre planifiques y anotes lo que realmente te haga falta, algo así como una lista. Atrás quedó la idea de solo hacer listas para el mercado, también hazlas para ti. Anota en el celular o en un cuaderno lo que realmente te hace falta, que sea algo esencial, ejemplo: Algún jabón o pasta dental, quizás algún producto de maquillaje específico que terminaste, toallas sanitarias, o hasta un par de zapatos básicos que te faltan (la ropa también puede ser necesaria). De esta forma, comprarás solo lo que sea vital para ti sin gastar en exceso.

Date tus gustos de forma astuta

¿Cómo administrar mi dinero si quiero igual disfrutar los fines de semana? No te preocupes, eso es posible. Puedes darte tus gustos de fin de semana si también los planificas y los ajustas a tu bolsillo.

Yo decidí una vez al mes dedicarme a conocer algún restaurante en Lima, y solo un día a la semana comer afuera y créeme, es posible y resulta divertido.

Primero que nada organiza bien qué días te gustaría disfrutar, sobre todo si se trata de comida o paseo. Si son los fines de semana, pues perfecto, solo es cuestión de saber cuáles son tus límites. Si ganas en promedio $600 mensuales, no vas a gastar un fin de semana $400 en equis restaurante solo porque te fascina. En tal caso, podrías ahorrar un poco más e ir a ese restaurante solo en una fecha especial muy específica, por darte un ejemplo.

Si vives en Latinoamérica, trata de ahorrar en dólares

Aunque suene raro para algunos, otro gran consejo que doy es empezar a cambiar tu moneda local al dólar, a menos que tu país esté dolarizado (como Ecuador, por ejemplo). Esto resulta ser esencial para ahorrar a largo plazo, dado que el dólar es la moneda universal y más útil para cualquier transacción.

Cabe destacar además, que la economía en Latinoamérica siempre suele ser cambiante y problemática, sobre todo por los eternos conflictos políticos. Con más razón, es necesario ahorrar en $.

Si tus ingresos los recibes en $, entonces mucho mejor que los cambies a tu moneda local SOLO CUANDO SEA NECESARIO y vayas a realizar tus pagos rutinarios (servicios). Del resto, mejor es ahorrarlos e invertirlos en cosas útiles que sean funcionales a tu estilo de vida.

Disfruta los detalles…

Sin más qué decir, te recuerdo que lo esencial es que disfrutes cada cosa que hagas, y eso incluye el proceso para obtener el dinero.

Como dije al principio, mi sueldo neto es menor que el que tenía hace unos meses, pero la diferencia es que trabajo en algo que me apasiona y tengo más tiempo para mi. Además, también percibo poco a poco otros ingresos con proyectos a distancia, por lo que a pesar de lo ajustada que a veces estoy, también me siento más feliz.

¡Piensa en ti! Y dedícate a disfrutar de esos detalles mínimos que a veces pasan desapercibidos, te sorprenderás.

Si te gustó el post, compártelos con tus amistades, quizás quieran leer también estos consejos.

Share & Like!
error

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

error

¿Te gustó? Puedes compartirlo con confianza