Reseñas

Reseña de The Haunting of Hill House – Desde la mente de alguien inestable

Netflix and Chill pasó recientemente a convertirse en un “Netflix and scream”, sobre todo con el boom del suspenso y el horror en esta plataforma de streaming. Quizás ese fue mi motivo principal para traerles una reseña de The Haunting of Hill House, pero en realidad, va más allá.

En internet vas a encontrar muchas reseñas de la serie, en inglés, español, francés, portugués, etc. Pero lo cierto es que, muchas de estas son reseñas basadas en lo audiovisual y en el mensaje principal de este programa. Como cosa lógica, sale de gente experta en la materia.

Yo estudié Comunicación Social y me apasiona reseñar cosas siempre que puedo, pero esta vez sucede algo especial. Y es que quisiera dedicarme a reseñar esta serie basada principalmente en demonios internos, desde MI perspectiva…YO…una persona que también tiene demonios internos.

Por ese motivo, les traigo hoy este post, esta Reseña de The Haunting of Hill House – Desde la mente de alguien inestable.

 

Producción Impecable

Antes de adentrarnos en algunos mensajes que quiero destacar de la serie, debo aclarar que la producción de esta me parece majestuosa.

Desde todo el trabajo de fotografía hasta la banda sonora que se te quedará grabada en la cabeza por días. Hay que ovacionar a todo ese equipo por haber logrado algo tan preciso y que más bien, se extrañaba en este tipo de programas.

Hay que mencionar que la mejor apreciación surgió en el episodio 6, considerado para muchos el mejor episodio de la serie. No es para menos, pues se trabajó con planos secuencia extraordinarios, un trama que te dejará pensativo por unos cuantos días, y un guión realmente impactante que te impresiona de principio a fin.

Si bien aquí no me enfocaré en toda la parte audiovisual de Hill House, era necesario mencionar esto, porque creo que pocas veces uno puede disfrutar de algo tan bien hecho con este género, y más si se trata de una serie.

 

¿Suspenso o drama?

Muchos se han preguntado si realmente este programa termina siendo “suspenso/terror” o “drama”.

Siendo honesta, puedo asegurar que la serie es de terror/suspenso. Pero también que trabaja muy bien el drama con su guión y por eso es tan poderosa.

No es fácil trabajar tan bien un género al punto de que se acople a otro de forma sutil. Pocas series, y hasta películas, han logrado tener éxito y volverse comercialmente populares al agarrar esta fórmula. Pero The Haunting of Hill House lo logró, se superó.

De hecho, la serie la vi con mi novio y no pudimos evitar recordar el trama de Silent Hill 2. Este videojuego de survival horror es reconocido por también haber tenido un trasfondo dramático que cautivó a más de uno. Esta serie logró lo mismo.

Hill House es capaz de darte un susto de vez en cuando, y al mismo tiempo sacarte lágrimas. Eso es digno de aplaudir, a mi parecer.

Así que no te sientas mal si sientes que se te arruga el corazón, y un segundo después tus nervios se destrozan. La serie fue hecha para eso.

 

Una reseña de The Haunting of Hill House honesta

Lo cierto es que esta serie no fue hecha para cualquiera. Muchas personas aseguran que “no da miedo” y hasta que “es aburrida”. Al fin y al cabo, todo es subjetivo, y uno puede tratar de comprender sus opiniones. No se puede obligar a todo el mundo a que le guste lo mismo.

Pero esto en parte puede suceder porque no es una serie enfocada en “dar miedo”, su objetivo va mucho más allá. Finalmente se trabajó una serie hecha para reflexionar, para entender que a veces la realidad puede ser un infierno mayor al que nos trae la ficción.

The Haunting of Hill House enlazó sucesos trágicos y traumáticos para cualquiera, con una atmósfera tétrica y una serie de sucesos que bien podrían ponerte tenso desde el primer segundo. En un principio crees que todo se basará en screamers, pero con el pasar de los episodios, te das cuenta que no, que los screamers son solo la punta del iceberg.

Y con este motivo quiero aclarar que a mi parecer, la serie ha sido tendencia por su capacidad de dejar pensamientos bien analíticos en más de uno. No es fácil expresar a través de un material de este tipo el temor que sienten muchas personas hacia sus propios demonios internos.

El paralelismo que transcurre en la serie entre una casa embrujada y los temores internos de sus personajes es magnífico. Es una muestra más de que gracias al progreso social -de buena manera- podemos disfrutar de ver algo que deja a un lado ese “tabú” hacia los problemas psicológicos.

La verdad sea dicha: Netflix no tiene miedo de abrir horizontes a los creativos audiovisuales cuando se trata de expresar con crudeza algunos miedos, alegrías, tristezas y mucho más.

 

Entre la depresión de un duelo

Mi intención con esta reseña no es dar spoilers, porque quizás más de uno aún no la ha visto. Pero desde la sinopsis inicial se sabe que la serie se centra en el duelo, en ese vacío que nos deja la partida física de una persona.

No es mentira para nadie que cuando una persona muy querida muere, el dolor que se adentra en nosotros es insostenible. La manera en la que decidimos drenar ese dolor puede variar bastante, pues algunas personas pueden acudir a guardarlo, otras a llorar constantemente, otras incluso caen en adicciones como el alcohol.

El duelo es algo muy personal que hay que respetar, pero también hay que estar alerta cuando alguien se termina hiriendo más de lo debido por eso.

La forma en la que “The Haunting of Hill House” trabajó este tema fue asombrosa. En cada episodio vas conociendo la realidad de sus personajes y la forma en la que ellos afrontan este “duelo”. Más de uno quizás te saque una lágrima, que no te de pena.

 

Una forma majestuosa de mostrar una realidad oscura

Si me han seguido en el blog por un buen tiempo, o al menos se han asomado por mis redes sociales, sabrán que soy una persona que pelea constantemente con sus “demonios internos”. Y si eres nuevo leyendo esto, pues es momento de que lo sepas.

Siendo yo una persona mentalmente “inestable”, creo con certeza que tengo una condición importante para reseñar esta serie y destacar fuertemente su mayor atributo: Mostrar una realidad oscura que pocos quieren asumir.

Los problemas mentales en cada uno de nosotros son como grandes pesos que debemos cargar a diario. En muchos casos son temores capaces de crear en nuestra mente monstruos terroríficos hasta para el más inocente. Es por eso que este tema aún sigue siendo algo delicado de conversar. Además, es muy difícil trabajarlo en el arte para darle un mensaje a la gente sin que esta te juzgue antes de tiempo.

En “The Haunting of Hill House” van abriendo el telón cada vez más para mostrarte la trágica realidad que acarrea este tema en varias personas. Puede que todo haya comenzado con la muerte de un ser querido, o con una casa embrujada, pero esto sirve como un perfecto enlace para que la gente entienda que NO ES FÁCIL lidiar con cierto dolor.

¿Recomiendo que la vean? Totalmente. Fue gratificante ver que al fin se están creando series comerciales capaces de ser un estandarte para mostrar esa realidad oscura. Fue tranquilizante ver que probablemente no me haga falta esconder mis temores, y que como yo, muchas personas podrán identificarse con series como estas y no se sentirán solos del todo.

Quizás por eso tuvo tanto éxito. Más que un trama perfecto, Hill House pudo mostrar en formato serie la otra cara del terror: La mente del ser humano.

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público.

error

¿Te gustó? Puedes compartirlo con confianza