Consejos

Si quieres soltar personas tóxicas de tu vida deberías leer esto

Si hay algo que se menciona mucho en cualquier website de salud mental, es el tema de las personas tóxicas. Es cierto que ya puede sonar agotador y cliché, y por eso se ha perdido credibilidad en temas como estos.

Aún así, es necesario considerar que en algún momento de nuestra vida si nos rodearemos de personas muy dañinas para nuestro bienestar, y por eso es importante soltarlas para que no sea algo permanente en nuestras vidas. En este artículo muy personal que he elaborado podrás obtener breves pero eficaces consejos para poder distanciarte de las personas tóxicas sin que sea algo imposible. La clave es ir despacio y valorando tu bienestar.

Quizás el problema que más resalta en cuanto a la toxicidad de alguien, es creer que cualquier persona puede ser catalogada como tal solo por tener defectos. Nadie es perfecto, eso hay que tenerlo claro. Una persona fácilmente puede tener conductas dañinas hacia otros y no por eso ser tóxica. La diferencia está en asumir estos errores y buscar pulirlos, mientras que alguien ya de por si tóxico no haría este cambio, comenzando porque no vería ningún error en el daño que hace.

Y eso solo por mencionar algo, pues hay diferentes formas de manipulación y daño. Desde el victimismo hasta la mentira, además de la temida hipocresía. Son muchas las formas de convertirse en alguien realmente venosos para otros, y por eso no cualquiera lo es.

Es importante destacar este punto para así poder ir aprendiendo a detectar personas con esta esencia y alejarlas lo antes posible.

Identificar a las personas tóxicas es complicado

¿Sabes qué es muy difícil aunque no lo parezca? Identificar a alguien tóxico. Con el tiempo, he aprendido que es una tarea demasiado complicada precisamente por la variedad de mentalidades que hay entorno a este tema.

Por más crudo que suene, hubo veces en mi vida en la que pensé que había conocido a gente tóxica, cuando en realidad más allá de lo venenosas que eran, había conocido sociópatas. En estos casos el tema es más delicado porque se trata de un trastorno mental que debe ser tratado. Aún así, en efecto, una persona sociópata es, de hecho, más complicada que una persona tóxica y ahí hay que estar alerta.

Y de ahí surge otro caso personal que capaz a ti te haya pasado. Darte cuenta, quizás muy tarde, que tienes una amistad tóxica. Esto es algo doloroso porque casi siempre nuestra mente se rehúsa a creerlo, sobre todo si es una amistad muy íntima. Pero sí, si puede pasar que esa amiga o amigo del alma sea tóxico y no te hayas dado cuenta. 

Para ayudarte con este tema y que tengas algunos puntos claves para identificarlo, haz click en este enlace con un video corto y muy informativo de Psych2go.


Estos son los comportamientos tóxicos de Twitter que deberías evitar


Una amistad también puede pasar a ser tóxica con el tiempo

Fotos: Pexels

Una lección importante que deberíamos preservar es que las personas no siempre están destinadas a estar a nuestro lado. Esta es una lección que aprendí en la serie de Bojack Horseman y que me ha parecido útil a todo momento. 

Lo que quiero decir con esto es que puedes tener mayor tranquilidad si comprendes que un amigo o pareja forma parte de tu vida, pero no necesariamente estarán contigo para siempre, y eso está bien. Parece que actualmente muchas personas tienen una visión negativa de terminar relaciones, sean amistades o noviazgos. Y con esto olvidan que es normal que una amistad pase de ser la mejor a ser tóxica, siendo necesario terminarla por el bienestar mental. 

Puede pasar que esa amistad de años con la que compartiste mucho se transforme en algo nocivo por muchas circunstancias ¡Y no hay nada de malo si pasa eso!

La gente evoluciona, cambia con el tiempo, cambia perspectivas e ideas, y por eso es normal que en muchas ocasiones estos cambios no sean positivos. En ese caso no te sientas mal si crees que una amistad ya pasó a ser nociva para ti. 

Separarse de la especie por algo superior, no es soberbia, es amor. Poder decir adiós, es crecer.” – Gustavo Cerati

A mi hasta ahora me cuesta desprenderme de amistades tóxicas, porque quizás ya son relaciones en mi vida de mucho tiempo. Pero justo por eso he comprendido que si se transforman en personas que hieren con mayor facilidad no solo a mi, sino a otros, es mejor tomar distancia. No por eso hay que ser cruel con estas separaciones, es saber expresarnos ante estas personas. Sé que puede ser algo doloroso, pero sirve como aprendizaje para entender que tú vales mucho y no eres solo lo que te rodea.

Quererte a ti mismo para poder tener relaciones más sanas

Foto: Pexels

El consejo más importante que puedo darte para que puedas soltar personas tóxicas con mayor facilidad es quererte a ti mismo más que a nadie. Esto no es lo mismo a ser una persona egocéntrica o narcisista, sino entender que incluso con tus defectos, eres una persona importante y que mereces respeto. Por eso es esencial que te atiendas a todo momento, que te des tu lugar con los demás, que valores cada parte de ti. 

Solo de esta forma podrás tener actitud ante situaciones donde busquen manipularte o tratarte mal y así tomar la precaución necesaria. Además, al saber valorarte de la mejor manera, con virtudes y defectos, podrás dar un paso gigante para formar relaciones más sanas.


5 Youtubers asiáticas que cambiarán tu vida


No tengas miedo de quererte, de darte a respetar. Es normal que las personas tóxicas que tengas cerca crean que porque te estás dando tu lugar, ya estás siendo alguien “cruel”. Mientras mantengas una comunicación sana, no tiene porqué ser así. 

Las personas tóxicas casi siempre no se dan cuenta que lo son

Además de que puede ser complicado detectar si alguien está siendo tóxico o no, hay otra cosa que entra en juego: pocas veces una persona tóxica nota que lo es. Precisamente por su mentalidad, atribuirán la culpa a otros o justificarán sus actos con cualquier excusa, desde victimizarse hasta usar el “yo soy así”. Es por eso que puede ser todo un reto darle a entender a alguien que se está convirtiendo en una persona complicada y dañina. Por ese motivo, hago énfasis en esto: no te esfuerces en querer cambiar a alguien, esfuérzate en velar por tu bienestar. 

Es común que una persona que perjudica mucho a otros no quiera cambiar, por lo que esos esfuerzos están en vano. Dedícale más tiempo a tu tranquilidad mental, aislate de esa persona que te hace daño, así sea con pequeños pasos, y verás que poco a poco podrás sentirte mejor. 

Sé que esto puede ser muy difícil de cumplir si la persona tóxica resultó ser una amistad o relación de años, y además, no se da cuenta de estos detalles. Lo entiendo muy bien porque he pasado por eso, muchas veces.

Por esa razón, te puedo asegurar que no es imposible ir alejándote de esas personas. Debes establecer tus límites para que te respeten, en pocas palabras, set boundaries. Es un trabajo bastante delicado porque toca hacer mucha reflexión, instrospección e incluso ejercicios de mindfulness para entender mejor todo el asunto. 

Resumen

via GIPHY

Para hacerte más sencilla la labor de relajarte y poder distanciarte de esas personas que te han dado tanto dolores de cabeza –y espalda– te dejo esta lista:

  • Date el tiempo necesario para identificar a las personas tóxicas.
  • Acepta que una amistad, por más querida que sea, puede ser tóxica también.
  • Analiza que tú también puedes ser una persona tóxica, y es algo que puedes notar leyendo este post.
  • Aprende a quererte a ti mismo poco a poco para poder tener relaciones más sanas.
  • Muchas veces nadie sabe que es tóxico hasta que lo enfrentan, pero no podemos cambiar a las personas. Dedícate más a tu propio bienestar.
  • No dudes en contactar a un terapeuta profesional para mayor apoyo.

Es hora de que te des el cariño que mereces.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

error

¿Te gustó? Puedes compartirlo con confianza